Que te j***n

Estoy muy enfadada. Con el gobierno y con la mitad de la sociedad española.

Estamos viviendo unos muy malos momentos de odio, violencia y represión. Ayer, 1 de octubre de 2017, algunos ciudadanos salimos a la calle defendiendo nuestro derecho a voto, a pesar que, por parte del gobierno, estaba prohibido. Algunos salimos a la calle para decidir ya no la opinión sobre un problema político, sino sólo por el hecho de gritar a los cuatro vientos que toda falta de libertad es inaceptable. Que no puede ser prohibido un derecho que viene recogido dentro de los derechos humanos (Mirad el art. 19, 20, aunque nunca va mal leerlos todos para tenerlos presentes).

que te jodan
Serie: “Este no es un mensaje feliz.”

He estado batallando contra gente, a la cual no les haré cambiar de opinión, para hacerles ver que lo que pasó ayer en Catalunya fue un despropósito, donde, un gobierno violento se enfrentaba a un pueblo pacífico. No creo que nadie NADIE deba justificar las actuaciones violentas de los cuerpos policiales del estado. No actuaron bien los que usaron la violencia. Buscad imágenes y opinad, yo no las quiero enlazar a esta web.  Sólo me hubiera gustado que la gente con la cual hablé se diera cuenta que era una lucha del pueblo contra el gobierno y no una lucha del pueblo contra el pueblo. Una lucha pacífica.

Esta noche pasada no he podido dormir. No he podido por las cosas que viví ayer, por la indignación que me da ver a una parte del pueblo español manipulado por las noticias engañosas que recibían. En un diario leí un titular al lado de una foto de la policía cargando contra la ciudadanía. El titular decía: “Policías defendiéndose de las agresiones de los ciudadanos catalanes”. En ese momento lloré. Y mucho. Delante del mercado donde sucedían los hechos, un mercado al cual he entrado a comprar varias veces, estaba mi prima Cristina, a la que quiero con locura. Y a la que creo más que al diario de noticias que tampoco enlazaré por motivos obvios.

Algunos salimos ayer pidiendo libertad. Sólo libertad, sin posicionarnos en un sí o un no. A los que crean que nos equivocamos, quiero decirles que ese grito también era de ellos, porque estoy segura que ellos también saldrían, desobedientes, a la calle, si les prohibieran expresarse, reunirse, asociarse.

A los que no lo entiendan, les dedico desde lo más profundo de mi corazón este mensaje, que no deseo que sea feliz para nadie: “que te (os) j***n”.

A los que entiendan que no puede ser este abuso de poder, mil gracias por salir a las calles, a las plazas de vuestras ciudades y vuestros pueblos a pedir, a gritos aunque nos lo prohíban, la libertad de expresión.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s